Iglesia en Asia presenta medidas para evitar contagio del coronavirus entre los fieles

La Iglesia en el sudeste asiático ha tomado medidas para prevenir el contagio del coronavirus entre los fieles, entre las que se incluyen restricciones en la comunión y las reuniones de formación.
Según señala Asia News, la Conferencia de Obispos Católicos de Filipinas (CBCP) ha tomado medidas contra el nuevo virus, aunque no se hayan reportado casos en el país.

En un aviso publicado por el Secretario General del CBCP, el P. Marvin Mejía, se pide a los fieles recibir la comunión en la mano “para ayudar a prevenir el temor de las personas”.

Además, se aconseja evitar cualquier forma de contacto entre los participantes de la Misa, como el tomarse de las manos mientras se reza el Padre Nuestro o estrechar las manos durante la paz.
“El CBCP instó a las parroquias a cambiar regularmente el agua bendita a la entrada de las iglesias e instalar ‘paños protectores’ en la rejilla del confesionario”, señaló el medio de comunicación.
Asimismo, para pedir por las personas infectadas por la enfermedad y prevenir una posible pandemia, los obispos presentaron una oración que se realizará en la semana y en Misas festivas luego de la comunión, empezando el 2 de febrero, día de la presentación del Señor.

Por otro lado, en Singapur, la Arquidiócesis instó a los fieles a ser “socialmente responsables” y “cumplir con las advertencias de salud y las medidas de control emitidas por las autoridades”.
Para ayudar a los fieles, en su sitio web la arquidiócesis ha publicado pasos específicos a seguir para evitar el contagio, donde piden que en las iglesias y confesionarios haya disponible desinfectantes para manos.

Además, resaltan que “la Sagrada Comunión debe recibirse en la mano” y que el agua bendita se retire de “las fuentes a la entrada de las iglesias, ya que esto podría ser un vehículo para la infección”.

Otras recomendaciones piden a los catequistas y los estudiantes tomarse la temperatura antes de la clase, e instan a las parroquias y asociaciones católicas a posponer las iniciativas que no son esenciales para la vida de la comunidad.

Finalmente, en Malasia, los tres obispos de la provincia eclesiástica, Mons. Julian Leow de Kuala Lumpur, Mons. Sebastian Francis de Penang y Mons. Bernard Paul de Melaka-Johor emitieron una serie de recomendaciones pastorales.

Los Prelados recomendaron a las “personas que presentan síntomas parecidos a la gripe, como fiebre, goteo nasal, dolor de garganta, tos o resfriado, permanecer en casa y evitar los lugares públicos, incluidas las iglesias”.

También, invitaron a los fieles a rezar por todas las víctimas del brote y el personal médico que los trata.
“Mantener la calma, confiar en los anuncios oficiales y seguir las precauciones generales emitidas por el Ministerio de Salud”, concluyeron.